El gazpacho andaluz es de esas recetas que más apetecen cuando llega el calor del verano. Además de estar riquísimo, el gazpacho nos aportar gran cantidad de vitaminas, minerales, antioxidantes, fibra y encima con pocas calorías.

El gazpacho es uno de los grandes símbolos de la dieta mediterránea y uno de los platos más internacionales de la gastronomía española.

Es la opción perfecta para disfrutar en verano y calmar nuestro apetito de forma saludable. Al consumir gazpacho, ganamos en calidad de vida, en salud, en belleza y en estado de ánimo. Las multiples propiedades de sus ingredientes, su frescor y su vitalidad son idóneas para el cuidado de nuestro cuerpo y de nuestra mente.

Sus propiedades antioxidantes y su contenido de licopenos, vitamina A y C, nos protegen ante los rayos solares para lucir un bronceado saludable, prevenir el envejecimiento prematuro de la piel, cuidar la vista del sol, y protegernos contra las arrugas y manchas en la piel ocasionadas por el envejecimiento.

Otros de los beneficios del gazpacho durante el verano es que es una “bebida isotónica” con gran contenido en sales minerales y agua. Estando hidratados aliviamos la fatiga, ayudamos a la digestión y el rendimiento de nuestro cuerpo mejora.

Y es que el gazpacho es bueno, bonito y barato, y también, un plato fácil de elaborar. El remedio idel para el calor del verano.

Commentarios

Comentarios

Translate »